martes, 25 de diciembre de 2007

Las Navidades de Weng Weng!! (6)

Como muchos jóvenes Weng Weng tras la cena familiar de Navidad, salía con sus amigos y la cogia dobla, durante la noche buena Weng Weng no tenia fondo, se bebía todo lo que le pusieran por delante, la agarraba bien gorda, litros y litros de alcohol rebosaban su diminuto cuerpo.

Al día siguiente estaba destrozado, la resaca era descomunal y solía aparecer tirado junto a sus colegas en cualquier parte, rodeado de vómitos. Las noches locas pasaban su factura, y aunque con el malestar de la resaca, juraba y perjuraba que ya no volvería a beber, al final perdía la compostura y volvía a ponerse hasta el culo de cubatas.

2 comentarios:

McLOVIN dijo...

Octopo, agradezco que en tu retrospectiva sobre las Navidades de WW no hayas incluido ciertos capitulos "oscuros" de sus actividades festivas, tales como su sonada afición por quemar contenedores y arrancar papeleras, ademas de otros comportamientos irresponsables y que pusieron en entredicho su buen nombre, como aquella vez que ingresó en urgencias despues de una noche de borrachera para que le extirparan cierto objeto que quedó alojado en uno de los orificios de su pequeño cuerpo... sin duda aspectos de su personalidad que nunca deberían manchar su gran nombre, su intachable profesionalidad y tal.
Feliz Navidad.

octopo dijo...

Cierto,existen oscuros pasajes en la vida de Weng Weng que nunca deberian salir a la luz, de joven fue en pequeño gamberro en potencia y en sus noches locas arrasaba la siudad.

Gracias a Dios, que las artes marciales y el cine, enderenzaron su camino en lado bueno de la fuerza.